Acuerdo para la Actuación Policial en la Prevención de Violencias y Actos que transgredan el ejercicio de Derechos durante la atención a manifestaciones y reuniones: JOSÉ ALFONSO SUÁREZ DEL REAL SECRETARIO DE GOBIERNO #CDMX

Channel 1 Los Angeles

8/5/2020 Mexico City

José Alfonso Suárez del Real, secretario de Gobierno del Gobierno de la Ciudad de México, aquí acompañado por Pablo Vázquez Camacho, subsecretario de Participación Ciudadana y Prevención del Delito; por vía remota tenemos el honor de contar con Nashieli Ramírez Hernández, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México; y, me acompaña el maestro Arturo Medina Padilla, subsecretario de Gobierno del Gobierno de la Ciudad de México.

Continuar en la construcción de todos aquellos mecanismos o instrumentos que permitan concretar en la realidad cotidiana los principios rectores de la Constitución Política de la Ciudad de México.

Pocos recordamos que prácticamente la Constitución de la Ciudad entró en vigor pleno a partir de la Toma de Protesta de nuestra Jefa de Gobierno, es decir, tenemos prácticamente año y medio de regirnos por esta Constitución Política para la cual, los Derechos Humanos son la guía, son el eje fundamental, son los principios rectores que nos llevan a contemplar la conjunción de esfuerzos, a efecto de poder hacer realidad en las situaciones cotidianas y en las situaciones complejas, los respetos plenos a los Derechos Humanos de habitantes y visitantes de esta Ciudad de México.

En materia de seguridad, el Gobierno que encabeza la doctora Claudia Sheinbaum Pardo, reconoce a plenitud que la seguridad pública, la seguridad en general, es un Derecho Humano omnigarante de los Derechos Humanos, es decir, que en sí mismo debe de garantizar al resto de los Derechos Humanos contemplados por la carta de los mismos.

En este contexto, hemos venido avanzando a través de una serie de medidas que se han dado a conocer a ustedes, medios de comunicación que son, así mismos, los voceros, portavoces de estos procesos de respeto a Derechos Humanos y, particularmente, recordando los aciagos momentos que se vivieron en el mes de junio en donde hubo situaciones no deseadas que llevaron a que la Jefa de Gobierno solicitara el trabajo intenso de mi antecesora, la ex secretaria Rosa Icela Rodríguez; del subsecretario de Gobierno, de la propia Comisión de Derechos Humanos, de organismos internacionales, como lo fue la ONU, así como la FLEPS y la Secretaría de Seguridad Pública, han generado las condiciones para presentar ante ustedes, el día de hoy, un Acuerdo para la Actuación Policial en la Prevención de Violencias y Actos que transgredan el ejercicio de Derechos durante la atención a manifestaciones y reuniones.

Cedo el micrófono a la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, la maestra Nashieli Ramírez, a efecto de que nos comente los puntos más relevantes del acuerdo que vamos a presentar.

PRESIDENTA DE LA COMISIÓN DE DERECHOS HUMANOS DE LA CIUDAD DE MÉXICO, NASHIELI RAMÍREZ HERNÁNDEZ (NRH): Muy buenos días a todos, todas y todes; saludo especialmente al secretario de Gobierno, Alfonso Suárez del Real; al subsecretario de Participación Ciudadana y Prevención del Delito, Pablo Vázquez; y al subsecretario, Arturo Medina que presentan el día de hoy el Acuerdo para la Actuación Policial en la Prevención de Violencias y Actos que Transgreden el Ejercicio de Derechos durante la Atención a Manifestaciones y Reuniones de la Ciudad de México.

La Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México participó activamente en las mesas de trabajo para armonizar el contenido del acuerdo con los estándares establecidos en el derecho internacional de los Derechos Humanos en relación a los derechos a la libertad de opinión y expresión, la reunión pacífica, la protesta social y los principios que guían el uso legítimo y proporcional de la fuerza: uno, la absoluta necesidad; dos, la legalidad; tres, la prevención; cuatro, la proporcionalidad; y cinco, la rendición de cuentas y verificación.

Por tanto, el acuerdo está armonizado con la Ley Nacional del Uso de la Fuerza, de mayo de 2019. En especial, para dar cumplimiento con el principio de rendición de cuentas y verificación, se establecen dos medidas de relevancia: la primera, la obligación de que el personal policial cuente con un número de identificación visible en casco y chaleco; la segunda, la obligación de que en todas las manifestaciones esté presente en el campo de la Dirección General de Asuntos Internos.

Además, el acuerdo complementa la regulación establecida a los otros tres instrumentos normativos con los que ya cuenta la Ciudad de México en torno a la protesta social: el Protocolo de Actuación Policial de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México para la Protección de Personas en el Contexto de Manifestaciones o Reuniones, el Protocolo de Actuación de la Secretaría de Gobierno ante Manifestaciones o Reuniones que se desarrollen en la Ciudad de México, y el Acuerdo por el que se Establecen Mecanismos de Coordinación entre las Autoridades que Intervienen en la Atención de Bloqueos de Vialidades Primarias como parte de la Protesta Social de la Ciudad de México dado a conocer por la Jefa de Gobierno en noviembre del año pasado.

Asimismo, considera el contenido de las recomendaciones 7/2013, 9/2015, 10/2015, 11/2015, 16/2015, 17/2015 y 11/2016 emitidas por esta Comisión.

Este acuerdo debe ser difundido, sobre todo en lo relativo de los derechos del personal policial en el que se explicita el acceso a los programas de asistencia médica, psicológica y jurídica especializada; así como que se establece que el personal policial no podrá ser sancionado por negarse a cumplir con una orden inconstitucional y notoriamente violatoria de Derechos Humanos de ser ampliamente difundido entre el personal de Seguridad Ciudadana.

A la par de este mensaje también está el mensaje que este acuerdo reitera sobre la tolerancia cero a cualquier acto de brutalidad policial y esto, naturalmente, de manera contundente.

Finalmente, el acuerdo señala la obligación de que la Policía reciba la capacitación correspondiente para intervenir en contexto de protesta social así como el uso legítimo y proporcional de la fuerza. Esta Comisión insiste en la importancia de que la capacitación parta del enfoque diferenciado y de género para la prevención del conflicto, todas las personas tienen Derechos Humanos y el Estado debe desarrollar mecanismos de garantía para asegurar la igualdad en el cumplimiento de las obligaciones para salvaguardarlos.

Cuando la Policía se dirige a niñas, niños y adolescentes debe garantizar la protección reforzada; al dirigirse a las personas con discapacidad debe conocer medidas de accesibilidad, la posibilidad de brindar ajustes razonables y sobre todo, los mecanismos de apoyo para la toma de decisiones. La Policía debe comprender lo que ha llevado a que el derecho internacional de los Derechos Humanos desarrolle todo apartado de derechos a las mujeres, así como ser sensible a las causas de discriminación estructural hacia personas indígenas y afrodescendientes, de la diversidad sexual y de género, entre otras.

La Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México seguirá monitoreando y acompañando todo acto de protestas en la ciudad y mantendrá su disposición para contribuir a la transformación de las estructuras que perpetúen los abusos policíacos así como a fortalecer los esquemas de uso legítimo y proporcional de la fuerza.

Asimismo continuará con el seguimiento al cumplimiento de los puntos recomendatorios pendientes que acreditan situaciones violatorias, por lo tanto, consideramos que este acuerdo es complementario y fortalece, y actualiza los protocolos que ya teníamos en el Acuerdo antes mencionado y que con esto podemos avanzar muchísimo más en algo que es muy importante para la Comisión. Comprender que cuando se habla de manifestaciones se habla del derecho a la protesta, del derecho a la expresión y también se habla de los derechos de quienes no están protestando para poder transitar y movilizarse en esta ciudad.

Muchísimas gracias y muy buenos días, secretario.

JASRA: Gracias, muy amable presidenta; gracias no solo por su intervención en este momento, que clarifica de manera puntual la visión que Comisión de Derechos Humanos ha impreso en este acuerdo, sino agradecer también por todo el trabajo que usted y su equipo han venido realizando para que este acuerdo llegue al día de hoy a concretarse.

Le voy a pedir al maestro Pablo Vázquez Camacho, subsecretario de Participación Ciudadana y Prevención del Delito, sea tan gentil en dirigirnos unas palabras.

SUBSECRETARIO DE PARTICIPACIÓN CIUDADANA Y PREVENCIÓN DEL DELITO, PABLO VÁZQUEZ CAMACHO (PVC): Muchas gracias, secretario. Muchas gracias también a mi colega, el subsecretario, Arturo Medina.

Buenos días tengan todas y todos. Comenzar desde luego, agradeciendo a todas las instituciones, a todas las personas y a todas las organizaciones que participaron en la elaboración de este acuerdo, que sin duda traerá muchos beneficios a la ciudadanía. Y desde luego también al personal de la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

Me permito en este acto, refrendar el compromiso de la Secretaría, del secretario, el licenciado, Omar García Harfuch, de todos los mandos y de todo el personal de la Secretaría de Seguridad Ciudadana para adoptar, interiorizar y ejecutar lo que este acuerdo nos plantea.

Simplemente recalcar tres elementos que nos parecen muy importantes. El primero, lo que tiene que ver con la prevención y la planificación previa a la manifestaciones. Trabajaremos de manera coordinada e interinstitucional para poder planear de manera adecuada cada uno de los operativos que se realicen, siempre de la mano de las organizaciones y de la sociedad.

También manifestamos nuestro compromiso para que la implementación de este acuerdo parta en un primer momento desde la capacitación, formación y especialización de las y los policías de la Ciudad de México.

No descansaremos en que los conocimientos solamente se transmitan, queremos que se interioricen los conocimientos y los principios que dan pie a este acuerdo para que se traduzcan en ejecución efectiva. Y así lo haremos.

Y por otro lado, el compromiso de la Secretaría con la transparencia y la rendición de cuentas. Parte esencial de lo que este acuerdo trae a la mesa es la armonización con distintas disposiciones de derecho internacional que marcan y ponen énfasis en la rendición de cuentas por parte de los cuerpos policiales. Así lo haremos, como lo hemos venido haciendo, trabajando de la mano con la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, con las organizaciones sociales y desde luego, al interior de la corporación, dando un rol fundamental a la Dirección General de Asuntos Internos, documentando lo que sucede en las marchas a través de nuestros programas de testigos supervisores de derechos humanos. Y desde luego a través de la elaboración de informes puntuales y de respuestas, asimismo detalladas de todo lo que acontezca en el marco de estas manifestaciones.

Concluyo solamente felicitando a todos y todas los que participaron, desde luego a quienes especialmente desde la Dirección General de Carrera Policial de la Secretaría de Seguridad Ciudadana participaron en la conformación de este acuerdo. Y nos reiteramos a las órdenes de la ciudadanía y de todos nuestros compañeros y compañeras de las dependencias participantes. Muchas gracias.

JASRA: Gracias maestro Pablo Vázquez Camacho, un saludo muy respetuoso a todos y cada uno de los integrantes de la Secretaría garante del Derecho Humano de la seguridad en la Ciudad de México.

Y, a continuación, le voy a solicitar a mi compañero y amigo en la Secretaría de Gobierno, al subsecretario Arturo Medina Padilla, haga la presentación de este Acuerdo.

SUBSECRETARIO DE GOBIERNO, ARTURO MEDINA PADILLA (AMP): Muchas gracias, secretario. Muy buenos días a todos y a todas, quienes nos dan seguimiento de esta conferencia y de este anuncio de la presentación del acuerdo para la atención policial y la prevención de violencias y actos que transgreden el ejercicio de derechos durante la atención a manifestaciones y reuniones.

Es muy importante recalcar lo que ya ha mencionado el secretario de Gobierno, así como la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos; este documento, este producto que hoy tenemos en nuestras manos… y que vamos… ya se ha delineado tanto por el secretario como por la presidenta y el subsecretario Pablo, pues tiene por objeto prevenir la violencia y actos que transgreden el ejercicio de los derechos durante las manifestaciones; es decir, garantizar la seguridad y la integridad de las personas que participan en las movilizaciones, así como, terceras personas.

Comentar, que el documento base, elaborado por la Secretaría de Gobierno y la Secretaría de Seguridad Ciudadana en coordinación con la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, pues tuvo por objeto atender justamente estos conflictos o estos incidentes que se han dado lamentablemente en las movilizaciones de la ciudad, donde algunos sectores han decidido llevar a cabo algunas acciones más allá de la libertad de expresión en el espacio público.

Comentar también, que en la revisión y en la opinión de este nuevo instrumento participaron el Frente por la Libertad de Expresión y la Protesta Social (FLEPS), quienes enriquecieron este documento con sus aportaciones. De igual forma fue enviado a la Comisión de Seguridad Ciudadana del Congreso de la Ciudad de México donde también tuvo un proceso de revisión y su presidenta de Comisión hizo llegar las observaciones y consideraciones, mismas que en lo atendible están contempladas en este nuevo instrumento jurídico para la atención de las violencias.

Y por otro lado, mencionar que también fue enviado a la oficina de la alta comisionada para los Derechos Humanos de Naciones Unidas en su representación de la Ciudad de México, quienes también, después de una revisión de este instrumento público, aportaron elementos que han sido considerados y contemplados en este nuevo proceso.

Destacar que uno de los acuerdos principales con las instancias de Participación Ciudadana y defensa de Derechos Humanos, así como, con la propia Comisión de la Ciudad de México implica hacer una posterior revisión de los múltiples acuerdos y protocolos vigentes en la ciudad, que con este se complementan y se fortalecen para avanzar hacia un nuevo instrumento que en el futuro nos permita tener una guía muy clara y unificada de todos estos procesos.

Bueno, ¿cómo atender las violencias? es el planteamiento central de este instrumento; y antes de atender la violencia, la razón fundamental es garantizar el derecho a la protesta social y garantizar el derecho a la libertad de expresión, ¿cómo hacerlos compatibles?, ¿cómo hacerlos que no entren en coalición? Bueno, pues nos hemos dado a la tarea de construir reglas mínimas para que quienes participan en el espacio público, pues lo hagan; y ante cualquier conflicto se recurrirá a medios no violentos con miras a proteger el derecho a la vida y la integridad de todas las personas que ejercen sus derechos a la protesta social.

De igual forma, este nuevo instrumento establece que se privilegiarán las estrategias destinadas a reducir la tensión, basándose en la comunicación, la negociación y el diálogo, que en todo momento seguirá siendo una responsabilidad de la Secretaría de Gobierno, pero también hemos recibido un gran apoyo por parte de los mandos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, que incluso han entrado —ustedes han sido testigos—al propio diálogo con las y los manifestantes en el espacio público, pero seguirá siendo una obligación de concertación y de diálogo por parte de la Secretaría de Gobierno.

También, este acuerdo establecerá a principios de actuación policial que ya están contemplados en la Constitución Política de la Ciudad de México, ya lo dijo la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos. El personal policial tiene que actuar siempre con legalidad, objetividad, eficiencia, profesionalismo, honradez y respeto a los derechos humanos; y también, no podrán ser obligados a llevar a cabo una acción que consideren violatoria de derechos humanos, esto para salvaguardar siempre sus derechos y también la posibilidad de tener un argumento frente a los órganos de control.

Mencionaba la presidenta de la Comisión, la participación permanente de los órganos internos de revisión de la Policía, de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, en este caso de Asuntos Internos que deberá dar un seguimiento puntual a todas las movilizaciones.

Y bueno, una de las responsabilidades más importantes por parte de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, es implementar las medidas de prevención de delito y protección necesarias para garantizar la seguridad tanto de las personas manifestantes, como de las personas ajenas a la manifestación.

Ahora, vamos a hablar de los principios de intervención y prevención de las violencias establecidas en este nuevo instrumento y que tienen que ver con emprender las acciones de prevención del delito y protección del ejercicio del derecho a la protesta establecidos, no solamente en la Constitución, sino en el acuerdo que tiene que garantizar la libertad de las y los ciudadanos a expresarse en el espacio público; y cuando el personal policial participe en la atención de manifestaciones usará casco y escudo como equipo de protección, nunca armas letales durante las manifestaciones, el mando responsable girará las instrucciones al personal policial para el empleo gradual y proporcional de la fuerza, siempre adoptando medidas diferenciadas con perspectiva de género y también de acuerdo al principio de igualdad y no discriminación.

Las acciones que se prevean en el cumplimiento de este acuerdo protegen la labor periodística y la observancia de los derechos humanos de quienes participan, acompañan o cubren el evento. Esto es muy importante, porque ustedes mismos ―me dirijo los representantes de los medios de comunicación— han solicitado que el Gobierno dé las garantías ―como lo hemos hecho— siempre con diálogo y priorizando siempre esto, cuando hay la cobertura de una expresión pública y que no coinciden quienes expresan en el espacio público y quienes dan cobertura; entonces a través de los instrumentos legales, pues el Gobierno también establece en este instrumento cómo garantizar ese derecho de los informadores a realizar su labor.

Bueno, hablamos de que este instrumento tiene por objeto prevenir ―principalmente— hacer del diálogo el principal instrumento para prevenir las violencias, tiene que haber claridad en actuación de todas las autoridades y siempre anteponer el diálogo y proteger sus condiciones; en ese sentido, en el caso de que se tenga que avanzar en alguna acción siempre será en estricto cumplimiento de la ley y respeto de los derechos humanos de quienes participan en el espacio público.

Hay una parte medular en este instrumento que tiene que ver con la detección de objetos, con la detección de instrumentos que pudieran causar lesiones a terceros o a quienes se expresan en el espacio público; y decimos que es la parte medular porque hemos visto en algunas movilizaciones que se han usado para afectar, sobre todo a bienes y no a personas.

Sin embargo, para prevenir cualquier daño a personas también este instrumento establece un mecanismo que tiene que ver con llamar a la prevención, la entrega de estos objetos. En caso de que no haya disposición de realizar la entrega, pues se tendrá que hacer una evaluación entre el personal de la Secretaría de Gobierno, la Secretaría de Seguridad Ciudadana, y si no es eficaz este diálogo se podrá valorar, retener estos objetos o encauzar a quienes los tienen, a efecto de que con pleno respeto a sus derechos humanos no afecten la movilización.

Y garantizar siempre que quienes participan y no tengan objetos que puedan dañar a la población, pues sigan en el ejercicio de la manifestación e incluso, quienes, teniendo estos objetos, si los entregan a las autoridades presentes, podrán continuar con su derecho a la expresión pública. Esto es muy importante porque nos va a permitir tener claridad en el procedimiento a seguir cuando personas detecten en el espacio público objetos que puedan causar daño y cómo garantizar al mismo tiempo el derecho de terceros.

Por último, la transparencia y rendición de cuentas. Se ha establecido un mecanismo para que se evalúe la acción de los elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, de la propia Secretaría de Gobierno y que se revisen los actos o actuaciones de cada una de las instancias que participan, así… con la participación, no solamente de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, sino también de los órganos de control, como la Contraloría o los órganos internos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

Es muy relevante, esto de tener una identificación visible en el casco o chaleco y escudo para identificarse, porque nos va a permitir tener un elemento gráfico e identificado con el nombre de un elemento y para garantía del propio elemento de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, pero también para certeza de la ciudadanía.

Entonces, todos los actos que se lleven a cabo en el marco de este procedimiento serán revisados y serán evaluados para conocer si se apegarán a los estándares nacionales e internacionales y que se han establecido también en la Ciudad de México como prioridad para la atención de movilizaciones.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.