La Casa de Campo alberga una de las colecciones más importantes de escarabajos y mariposas

Gracias a la donación realizada por la familia de Manuel Ortego Gamboa

  • La catalogación está en proceso y se calcula que puede estar compuesta por más de 15.000 ejemplares, repartidos en 186 cajas 
  • Los investigadores podrán solicitar su estudio y las visitas para el público estarán organizadas por el Centro de Información y Educación Ambiental
  • Esta orilla del lago de la Casa de Campo ha tenido una recuperación paisajística a la que se unen los nuevos caminos peatonales que comunican con Madrid Río 

Madrid, 10 enero 2019

La Casa de Campo alberga una de las colecciones de coleópteros (escarabajos) y lepidópteros (mariposas) más importantes de España, compuesta por unos 15.000 ejemplares repartidos en 186 cajas, gracias a la donación realizada por la familia de Manuel Ortego Gamboa al Ayuntamiento de Madrid.

La colección está ubicada junto al lago de la Casa de Campo en el antiguo edificio administrativo de la depuradora, que ha pasado a denominarse Centro Entomológico Manuel Ortego después de una completa restauración que ha tenido un presupuesto de 174.366,32 euros y un plazo de ejecución de 4 meses.

El Centro Entomológico reúne los ejemplares colectados por Manuel Ortego Forniés, quien comenzó esta actividad en 1940 en la Casa de Campo, y su hijo Manuel Ortego Gamboa. Una de las condiciones solicitadas por la familia para donar la colección fue que se conservara unida y se exhibiera al público, por lo que estará a disposición de investigadores y se realizarán visitas guiadas.

Estas visitas estarán organizadas por el Centro de Información y Educación Ambiental con el objetivo de enriquecer el conocimiento que sobre este grupo de invertebrados se puede transmitir a la ciudadanía. Además, en este espacio excepcional se realizarán talleres y charlas parar acercar el conocimiento de las mariposas y sensibilizar sobre los beneficios que aportan como verdaderos indicadores de la salud de la ciudad.

La colección está guardada en dos armarios cerrados y opacos, construidos a medida, para evitar que la luz dañe el color de los insectos. Dentro de los muebles hay cajones independientes para albergar las urnas que contienen los coleópteros y mariposas. En la sala habrá una isla central de exposición y trabajo y dos puestos de estudio para los investigadores. El conjunto se completa con una zona de laboratorio.

Para el estudio y mantenimiento de la colección de ha dotado de material de laboratorio como lupas, pinzas, tijeras, alfileres, etiquetas, cazamariposas, cámara réflex y productos químicos necesarios para el tratamiento y la conservación de los elementos de la colección. También dispone de un microscopio de alta resolución que se conecta al ordenador para proyectar imágenes de los ejemplares que pueden ser visionadas por las visitas.

En las paredes habrá expuestas diferentes cajas que pueden ir variando según las características de los visitantes. Entre ellas destacan todas las mariposas de la Casa de Campo, alguna de las cuales se encuentran extinguidas. También habrá material de campo e ilustraciones realizadas por Manuel Ortego Forniés y cedidas por su familia.

El edificio ha sido rehabilitado completamente y las fachadas se han revestido y se han aislado para mejorar las condiciones de confort interior. El tejado se ha renovado así como la terraza posterior con vistas al bosque del Molinero. Con estas mejoras, el edificio ha recuperado su imagen y se revaloriza esta orilla del Lago junto al edificio gemelo que alberga el Centro de Información y Educación Ambiental de la Casa de Campo.

Mejora en los caminos de acceso

Por otra parte, se han acondicionado varios caminos que discurren por la Casa de Campo para delimitar los paseos peatonales y separarlos de la zona asfaltada destinada a la circulación de vehículos y bicicletas. Estos viales son los que discurren desde la entrada del mirador de la Huerta de la Partida, junto a Madrid Río, hasta el embarcadero del lago, pasando por la glorieta de Cubas. Desde esta rotonda se han realizado sendas hacia la Faisanera por ambos lados de la carretera.

Los caminos se han construido con jabre, una arena formada por la descomposición de roca granítica, y están delimitados con un borde de granito enrasado al terreno para disimular su trazado y reducir el impacto visual que pudiera provocar. Las sendas han sido señalizadas con un cartel de “uso exclusivo peatonal”, evitando así que peatones y ciclistas confluyan en la misma zona.

También se ha rehabilitado la glorieta de Cubas para favorecer la circulación y evitar interferencias ente vehículos y ciclistas y se ha recuperado su diseño original. El coste ha ascendido a 281.866 euros con un plazo de ejecución de 2 meses y medio./

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.